Damián Digital
SETI@Home

Cierra SETI@Home

El proyecto colaborativo SETI para buscar extraterrestres, donde llegaron a colaborar cinco millones de personas, echa el cierre.

El proyecto SETI@home, puesto en marcha en 1999 por la Universidad de California Berkeley, tenía como objetivo buscar vida extraterrestre inteligente a partir de computaciones utilizando ordenadores personales de más de cinco millones de usuarios para que ayuden a procesar cadenas de datos procedentes de radiotelescopios.

Tras más de 20 años de misión, los organizadores han anunciado que dejarán de enviar trabajo a los usuarios a partir del 31 de marzo, pero «no será el fin de la participación pública» en otros proyectos del instituto para Búsqueda de Inteligencia Extraterrestre (SETI, por sus siglas en inglés).

Las dos razones que han dado, según explica el portal tecnológico Xataka, son que ya «han analizado todos los datos que necesitan por ahora» y que «el trabajo de gestionar todo el procesamiento distribuido de los datos es demasiado complejo para ellos».

Cientos de usuarios han lamentado el cierre del proyecto, pero la realidad es que en estas dos décadas en funcionamiento no han encontrado vida extraterrestre en el universo, a pesar de que en 2004, Seth Shostak, astrónomo miembro del instituto SETI, auguraba que en 20 años encontraríamos vida extraterrestre.

En cambio, en 2016, unos astrónomos rusos en Zelenchukskaya, república de Karacháyevo-Cherkesia (Rusia), detectaron una señal muy fuerte en el telescopio de Arecibo (Puerto Rico) que provenía de la estrella HD164595, a unos 94 años luz de la Tierra. Pero no era extraterrestre

LEER  Facebook recolectó el historial de llamadas de Android y los datos de SMS durante años

Cuando se ha recibido la señal, el procedimiento exige que se compruebe con un observatorio diferente. La onda de radio se había producido un año antes aunque los astrónomos no la habían dado a conocer hasta entonces, aún así, buscaron otras pruebas. Durante dos días trataron de rastrear la señal «extraterrestre» con el Allen Telescope Array (ATA), una red de 42 telescopios que se encuentra en California, pero al final anunciaron que su búsqueda había naufragado.

Ahora, los científicos de SETI@home han decidido poner punto final al proyecto pese a que tampoco han pasado los 20 años que estimó Shostak. Para su predicción, utilizó la ecuación de Drake, una fórmula para calcular la cantidad de civilizaciones en nuestra galaxia que podrían emitir señales de radio detectables en nuestro planeta. El problema es que la predicción de Shostak tampoco parece ser cierta: la Universidad de Cornell, en EEUU, anunció el año pasado una solución a la ecuación, y demostraría que no hay vida extraterrestre más allá de nuestras fronteras.

Fuente: https://www.eldiario.es/

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: